Richard Ashcroft recupera los derechos de “Bitter Sweet Symphony”

El líder de The Verve detalla que hace un mes Mick Jagger y Keith Richards le devolvieron los créditos de la canción



Richard Ashcroft ha anunciado que, tras veintidós años, vuelve a recuperar el control de “Bitter Sweet Symphony”, el superéxito con el que que abría Urban Hymns, el considerado como último gran álbum del Britpop y la obra maestra de The Verve.

La mejor canción de los Stones en veinte años

Como explicamos aquí, en 1997, Ashcroft usó un pequeño sample extraído de “The Last Time” para construir su obra maestra. Se trataba de una versión orquestal que Andrew Loog Oldham, productor de los Rolling Stones, había lanzado en 1966 junto con otras adaptaciones de la banda. Al ver el éxito de “Bittersweet Symphony”, Allen Klein, a la sazón, mánager y propietario de los derechos de las canciones de Sus Satánicas Majestades, no tardó en reclamar la autoría del tema para sus representados y sus regalías correspondientes. “Esta es la mejor canción que Jagger y Richards han escrito en veinte años”, ironizaba Ashcroft.

El pasado mes de noviembre, Ashcroft ya se mostraba decidido a presentar una demanda para reclamar los derechos de su canción: “Alguien me robó Dios sabe cuántos millones de dólares en 1997, y aún los tienen. […] Así que le digo a Allen Klein Jr., voy a por mi dinero, tío”. No sin antes referirse al padre de este como “un gánster de la industria de la música”. A finales de año, la gestora del músico hacía efectiva esa petición que Mick Jagger y Keith Richards han aceptado de buen grado. Al respecto, Ashcroft ha declarado:

Me da un enorme placer anunciar que, en el último mes, Mick Jagger y Keith Richard han accedido a darme su parte de “Bitter Sweet Symphony”. Este notable cambio de los acontecimientos fue posible por un gesto generoso y magnánimo por parte de Mick y Keith, quienes estaban de acuerdo y felices de que los créditos de la canción excluyeran sus nombres y los royalties pasaran a mí.

error: ¡Contenido protegido!