Mujeres

Mujeres –
Romance Romántico EP

Un sentimiento importante (y extendido). Dos caras. Tres tipos de Barcelona. Cuatro canciones. Seis euros. Siete pulgadas. Diez minutos. Son los ingredientes necesarios para manufacturar el mejor disco corto en castellano del año.


Ya hace tiempo que la única motivación vital del perverso sello discográfico conocido como Sonido Muchacho parece ser dejar sin trabajo a los críticos musicales. Disco sobresaliente tras disco sobresaliente, poco sentido tenemos como prescriptores musicales si absolutamente todo lo que sacan merece la pena. De hecho, se ha llegado a un punto en el que uno no sabe si son las sabias elecciones de Luis y compañía las que les han llevado a patentar esta denominación de origen, o son los propios grupos que al firmar por SM se vuelven dorados como por toque del rey Midas.

No es que esperásemos menos de un nuevo disco de Mujeres, por otro lado, pero sí que se les habría perdonado sacar un EP de descartes a estas alturas y con su último disco aun enfriándose en la encimera. Sin embargo, más que ante un compendio de caras B del “Un Sentimiento Importante” (2017) que nos enamoró en su día, parece que nos encontramos ante una prórroga futbolística de aquel. Una tercera parte del tiempo reglamentario, con la misma emoción pero más concentrada.

Muchos cambios en poco tiempo

Más que ante un compendio de caras B de aquel “Un Sentimiento Importante” (2017) que nos enamoró en su día, parece que nos encontramos ante una prórroga futbolística de aquel. Una tercera parte del tiempo reglamentario, con la misma emoción pero más concentrada.

No hace tanto que Mujeres eran cuatro, tocaban garage guarro con un toque surf, cantaban en inglés y sólo se atrevían con el castellano de manera casi anecdótica (aunque efectiva) con ese “Salvaje” de su segundo LP.  Aun así, ha llovido desde entonces, y Mujeres han evolucionado hacia lo que ya todos conocemos. El crecimiento de los barceloneses va mucho más allá del cambio de lengua y esta maravillosa y breve joya que nos regalan en forma de “Romance Romántico” no hace sino confirmarlo.

Fotografía: Alex Sardà Fuster-Fabra

Once años después sigue el romance

El sonido de Mujeres se ha transformado en un pop redondo basado en guitarras, sin trampa ni cartón, y en castellano, aunque ese cambio precisamente haya sido quizás algo sobredimensionado a nivel musical. Pese a todo hay que reconocer que la decisión les ha permitido acercarnos a su universo tragicómico de desamor, nostalgia, bares cutres de carretera y cintas para el coche.

Ya No Queda Nadie a quien explicar que su sonido se ha transformado en un pop redondo basado en guitarras, sin trampa ni cartón, y en castellano, aunque ese cambio precisamente haya sido quizás algo sobredimensionado a nivel musical. Pese a todo hay que reconocer que la decisión les ha permitido acercarnos a su universo tragicómico de desamor, nostalgia, bares cutres de carretera y cintas para el coche.

Los dos minutos escasos de Junto a Ti siguen en esa línea entre triste e inocente, una apuesta ganadora sin arriesgar demasiado. Por otro lado y aunque nunca hayan tocado punk, siempre ha habido algo muy punk en Mujeres, desde sus portadas hasta sus conciertos pasando por su concepción del rock, y ese poso rabioso cristaliza en la espídica La Huida.

Y si recuperamos el símil futbolístico de este EP del principio de esta reseña como la prórroga de un partido, es inevitable mencionar la tanda de penaltis que es la canción homónima (“Romance Romántico”). Porque como ya pasaba con el primo mayor de este, el EP “Aquellos Ojos”, la joya de la corona de los cuatro temas se reserva para la canción que lo titula, como mandan los cánones de los siete pulgadas. Un tema directo al podio del repertorio de la banda, capaz de mirar a los ojos a la ya mencionada y a la imbatible “Vivir Sin Ti”. La conclusión es clara: han pasado ya once años, pero nuestro romance con Mujeres prevalece.

error: ¡Contenido protegido!