Steven Wilson cree que Greta Van Fleet son una “versión boy band de Led Zeppelin”

"No creo ni por un minuto que alguien recuerde quiénes son dentro de diez años"

El hecho de que Greta Van Fleet sean una de las mayores promesas actuales para el rock en su sentido más amplio sigue levantando ampollas. Obviamente no lo decimos atendiendo a patrones estilísticos del género, ya que como hemos explicado en su disco debut “Anthem Of The Peaceful Army” los hermanos Kiszka parecieron casi una banda tributo, perdidos en la imagen y el sonido que desde el pasado proyectan Robert Plant, Jimmy Page y compañía. No obstante, lo cierto es que en términos comerciales se han convertido rápidamente en un fenómeno de masas e incluso se alzaron con un Grammy en febrero.

Una simple imitación de tercera clase

Con todo, el último en mostrar su aversión y rechazo por Greta Van Fleet ha sido el británico Steven Wilson. El ex Porcupine Tree y autor de dos estupendos discos en los últimos años como son “Hand. Cannot. Erase.” (2015) y “To the Bone” (2017) ha aparecido en el último episodio de My Rock Podcast para considerarlos como una “versión boy band de Led Zeppelin”. Previamente, eso sí, explicó por qué detesta su música y cree que no merecen la pena. Pese a todo, también dijo que ojalá se equivoque:

Creo que son absolutamente pésimos, terribles. Creo que son una broma. Y luego son un ejemplo a seguir, porque son chicos muy jóvenes y guapos, se ven como una boy band, y tocan esa mierda de imitación de tercera clase de Led Zeppelin. Pero son guapetes y han tenido toda la ayuda de los medios de comunicación y la maquinaria de la industria detrás de ellos. Así han podido llegar a una audiencia masiva de la noche a la mañana tocando música de tercera categoría. No creo ni por un minuto que alguien recuerde quiénes son dentro de diez años.

Tal vez me demuestren que estoy equivocado y se conviertan en una buena banda y hagan un gran disco, pero mi punto es que, en este momento, no lo son. Son como una versión boy band de Led Zeppelin.

¿Encargados de devolver el rock and roll a la primera línea?

Curiosamente, Greta Van Fleet también parecen cansados de dichas comparaciones y ya han explicado que para su segundo álbum de estudio (el cual podría publicarse incluso este mismo año) quieren crecer musicalmente y conseguir una identidad propia. Si la estrategia funciona, no cabe duda de que han sido francamente inteligentes a la hora de conseguir la atención (lo cual incluye tanto a fans como a detractores) de cualquiera que se considere un amante del sonido de guitarras para posteriormente demostrar de qué son capaces.

En este sentido, no hace mucho que el propio Slash comentó en una entrevista con Billboard el estado actual del rock. Esencialmente dijo que el género ha sido superado por el rap y el R&B porque está cayendo lentamente en un aburrido charco de desesperación. Sin embargo, también cree que, independientemente de la calidad de su música, actos como Greta Van Fleet pueden servir como punta de lanza para nuevas hornadas de rock and roll. Según explicó:

Más que nada, se debe al enfoque comercial del rock and roll que la industria impone a las bandas o que obliga a la gente a pensar que así es como tienen que sonar para tener éxito, y se convierte en un revoltijo genérico que logra sonar en la radio, sí, pero que realmente no enciende a nadie por dentro. Cada vez es más y más aburrido y la gente comienza a buscar en otra parte.

Obviamente, Greta Van Fleet lo han hecho increíblemente bien y han hecho que todos se animen. Ahora hay gente que busca firmar con bandas jóvenes de adolescentes tocando rock and roll. Así que es interesante. Si miras todo a medida que se desarrolla en tiempo real, es realmente  aburrido y lleva lo que parece una eternidad. Pero si no estás prestando atención, de repente te darás la vuelta y dirás: “¡Oh, Dios mío! Algo acaba de cambiar”. Y es sólo un cambio constante de flujos y reflujos del rock and roll en el negocio.

error: ¡Contenido protegido!