Fotografía: Andrew Stuart

La semana pasada Dave Grohl de Foo Fighters presentó un teaser de un nuevo mini documental para promover el debate y la acción en favor de la educación musical, tal vez en un momento idóneo ahora que, pese a tener al alcance de nuestras manos música y medios de forma más inmediata que nunca, parecemos estar sumergidos en un ‘todo vale’, ‘todo es bueno y fantástico’. El caso es que este nuevo proyecto dirigido por Mark Monroe (Sound City, Sonic Highways) y realizado por Brandon Trost (The Disaster Artist, This is The End) persigue “celebrar las recompensas y desafíos de toda una vida dedicada a dominar un instrumento musical”. Titulado “Play”, a su vez el filme da paso a una pieza de veintitrés minutos de duración en la que Grohl toca los siete instrumentos que se incluyen en la canción. En palabras del líder de Foo Fighters:

Ver a mis hijos empezando a tocar me recuerda a la época en la que yo tenía su edad, me ponía discos y aprendía escuchando. Ahora, cuando les llevo a sus clases de música, veo salas llenas de niños que se esfuerzan por aprender. Incluso yo, con cuarenta y nueve años, sigo intentando aprender, porque no es algo que llegues a dominar completamente. Como le sucede a cualquier niño, la recompensa es simplemente JUGAR.

Mientras la primera parte del documental reflexiona sobre el amor a la música y la relación de Grohl con el instrumento (intercalando imágenes de jóvenes músicos de la escuela Join The Band, Valle de San Fernando, estudiando), en la segunda podemos apreciar la interpretación de Grohl de forma interactiva: Bien en plano general, bien centrándose en un solo instrumento, o incluso descargándose la partitura para tocar en casa. Además la versión online incluye un listado de organizaciones que reciben dinero e instrumentos por parte Play, así como una segunda lista de lugares donde jóvenes y mayores tienen la oportunidad de tocar música en directo.