Es un tópico decir que algunos festivales no requieren una extensa presentación y quizá sea otro tópico decir que es un tópico que algunos festivales no requieren una extensa presentación. El caso es que ya hemos consumido buena parte de julio, en menos de un mes vuelve el Sonorama Ribera y en el El Quinto Beatle hemos querido echar un vistazo a su extenso cartel para ir calentando motores ante lo que nos espera en Aranda de Duero del 10 al 13 de agosto.

El festival de la música independiente nacional por excelencia merece (todavía hoy) toda nuestra expectación y emoción más exaltada por varios motivos. En primer lugar porque, aunque parezca mentira, cada año el Sonorama es el primer Sonorama de alguien (el de un servidor, sin ir más lejos), el festival no ha dejado de crecer y este año se esperan récords de asistencia que pongan el municipio burgalés patas arriba; porque estamos ante su vigésimo aniversario y la organización promete varias sorpresas; y porque su cartel configurado como un homenaje a la música española de las últimas décadas muestra, salvo alguna estridencia ya típica (un saludito a Camela), un equilibrio bastante decente entre lo underground y nombres de lo más granado del pop nacional.

Y, aunque los más veteranos sonoritos de EQB me han advertido que en este festival el todo es muchísimo mayor que la suma de sus partes, no he podido resistirme a seleccionar algunas de las propuestas que, en un plano meramente subjetivo, se presentan como las más interesantes del festival. Así que, más allá de los vinos, el ambiente, la Plaza del Trigo a rebosar y el lechazo, ahí van unos cuantos nombres imprescindibles de este Sonorama Ribera 2017:

LOQUILLO

Si no creéis en los placeres culpables y ya habéis dado de sí las gomas de la careta indie, seguro que no querréis perderos al Loco actuando en la noche del jueves. El barcelonés está viviendo una especie de segunda juventud y, para sorpresa de muchos, es capaz de ofrecer un directo solvente y ágil en el que caben los temas de su faceta de crooner maduro y sus grandes éxitos imperecederos: “El Rompeolas”, “Cadillac Solitario”, “Feo, Fuerte y Formal”, “Carne para Linda”… Loquillo tiene repertorio de sobra para disfrutar, corear en alto y recuperar la fe en las rock and roll stars.

XOEL LÓPEZ

El del viernes 11 será una de las pocas oportunidades que tendrás de ver en directo al gallego este verano. La sección de autores folkies es más que generosa este año, pero entre todas las propuestas merece ser destacada la de Xoel López por ese poso de la influencia británica que convive en sus canciones con elementos de su “Tierra”, tal y como explicó el compañero Juan Antonio Marín en un reciente artículo para esta casa. Si todo esto no te parece reclamo suficiente porque ya has visto a Xoel defender los temas “Paramales” en otras ocasiones, recuerda que a veces todo parece igual pero todo es distinto.

RUSOS BLANCOS

La letra pequeña del cartel suele ser la prueba de algodón de cualquier festival, test que el festival arandino supera casi siempre con nota. En esta ocasión no podemos dejar pasar inadvertida la inclusión de una banda tan sencilla y especial como Rusos Blancos. Los madrileños abandonaron el pop de corte más electrónico en su último “Museo del Romanticismo” para refugiarse en un pop más efectivo y simple, en el buen sentido de la palabra. Si tenéis oportunidad, no dudéis en hacer un hueco en vuestra agenda para los coros angelicales, estribillos y traumas afectivo-sexuales de Manuel Rodríguez y compañía.

SILOÉ

En una más que merecida zona de clase-media se sitúa el nombre con el que se identifica la propuesta musical del vallisoletano Fito Robles que un año después de la publicación de “La Verdad” y ante la promesa de un álbum de versiones acústicas (y esperemos que un nuevo disco de estudio) tratará de deleitar con su personal folk-rock a todos los sonoritos que se acerquen a su concierto, esta vez alejado de la mítica Plaza del Trigo. Antes hablábamos de la nutrida selección de artistas con aires de cantautor folk del festival, de entre todos ellos Siloé representa una apuesta segura tanto por el contenido personalísimo de sus letras como por esa manera de jugar con un pie apoyado en la tradición y otro en los sonidos del indie-pop ibérico de esta última década.

ILEGALES

Ya hemos tenido la oportunidad de comprobar que la vuelta a los escenarios de Ilegales supone una estupenda noticia para nuestro rock. No sabemos qué esperar de la presencia de un tío tan ácido y cavernícola como el veterano Jorge Martínez en un festival indie, pero nos morimos de ganas por comprobarlo. Mensajes como el de “Tiempos nuevos, tiempos salvajes” o “Europa ha muerto” no podrían sonar más actuales en pleno 2017. Estos punkarras lo saben y con su directo prometen incendiar las viñas de la D.O. Ribera del Duero este agosto.

KOKOSHCA

Si nos habeís leído un poquito, seguro que sabéis que en esta casa es verdadera devoción lo que hay por Kokoshca. Los pamplonicas retratan como nadie las emociones y miserias de nuestra generación desde un punto de vista mundanal y trasnochado. Nada de largas disertaciones o complicadas reflexiones sentimentales: filosofía barata, reflexiones a bote pronto, crisis existenciales pasadas por alcohol, euforia nihilista juvenil… Toda esta clase de cosas son las que encontraremos en canciones como “No Queda Nada”, “No Volveré” o aquel himno generacional titulado “La Fuerza”. No podía ser de otra forma, conviene recordar que, lejos de escudarse en la impostura, Kokoshca tocan siempre algo real.

ÉL MATÓ A UN POLICÍA MOTORIZADO

El homenaje a la música española no compromete la presencia en el Escenario Charco de algunos artistas de procedencia latinoamericana. Los argentinos llaman la atención por su extravagante nombre, son ya unos habituales en el circuito festivalero español y, a pesar de todo, nunca se les reivindica lo suficiente. Hace pocas semanas publicaban “La Síntesis O’Konor”, limando la aspereza de ese indie rock que les valió comparaciones con la Velvet, los Strokes o los Dinosaur Jr. más poperos. No obstante, siguen sonando igual de efectivos y emotivos que siempre, el Sonorama será una buena oportunidad para comprobar qué tal funcionan en directo temas como “Las Luces” o “El Tesoro” y saltar con clásicos como “Chica de Oro” y “Mujeres Bellas y Fuertes”.

NACHO VEGAS

El momento revolucionario del festival llegará la noche del jueves a cargo de Nacho Vegas. Aunque sin material nuevo desde aquel EP titulado “Canciones Populistas”, el cantautor tiene publicaciones y tablas de sobra para emocionar y hacer vibrar al público. Todo hace presagiar un concierto más de ajustarse la coleta que de soltarse la melena, de puño en alto y lagrimita asomando. Lo primero no tiene por qué ser un problema aunque te encuentres en las antípodas ideológicas del asturiano y, si no, que se lo pregunten a Andrea Levy. Ya quisieran pablistas y errejoners ser tan transversales y populistas como el Sonorama…

BERRI TXARRAK

Entre compases más urgentes y electrizantes se mueven estos hardcoretas euskaldunes. Sus más de 20 años de carrera en el mundillo a sus espaldas, y el hecho de haber grabado con estandartes de lo alternativo y el post-hardcore como Steve Albini, Ross Robinson o Bill Stevenson no ha conseguido que los navarros se acomoden o hayan puesto el modo automático. Berri Txarrak siempre lo dan todo sobre el escenario con la emoción del debutante y la experiencia del veterano, ya toquen en salas como La Riviera, grandes festivales internacionales o ante una sola persona, como ocurrió en su reciente concierto en la ciudad de Nantes. Por eso estamos seguros de que aunque los solapes horarios del festival comprometan el número de asistentes a su concierto (que seguro será numeroso) el concierto de Berri Txarrak supondrá una rabiosa y vigorizante experiencia de rock en directo que no puedes perderte.

NOVEDADES CARMINHA

Carlangas y compañía siempre son el alma de la fiesta. Es imposible aburrise en un concierto de los carminhos, desde el primer momento la consigna está clara: “Jódete y baila”. Los gallegos vendrán repasando su popero y bailongo “Campeones del Mundo” y seguro que dejarán caer varias joyas pogo-friendly de su habitual repertorio punkarra y garajero. Si te gustan cortitas y al pie, no se me ocurre mejor alternativa para la noche del viernes en Aranda.

LA SORPRESITA

Tendremos una tarta de cumpleaños, que vendrá acompañada por un regalo en forma de cabeza de cartel: el sábado 12 de agosto a las 23:59 soplaremos las velas para celebrar el Sonorama Ribera 20 Aniversario (2017) con un concierto sorpresa de una de las bandas que han marcado la trayectoria de Sonorama Ribera y de la música española de los últimos años”.

¿Qué podemos decir? Nos encantan las sorpresas. El hecho de que no haya una banda que se identifique con claridad en el imaginario colectivo con la pista que nos ha dado la organización otorga un halo de misterio al asunto que nos obliga a no perdernos lo que sea que vaya a acontecer a las 23:59 en el escenario.

Así a bote pronto cada redactor o lector de EQB podría dar 2 o 3 nombres diferentes de bandas imprescindibles para la historia de nuestro pop, pero no queremos ser gafes, así que mantendremos la boca cerrada y simplemente desearemos que sea ese grupo el que salte al escenario.