El filósofo francés de origen belga Lévi-Strauss mencionó una vez que la riqueza se encuentra en la diversidad. Como no podía ser de otra manera esta frase también se puede aplicar a la música y en especial al grupo catalán que copará hoy nuestro The Cavern. Ellos son Opatov, cuatro chicos de Cerdanyola del Vallès que están pegando muy fuerte en la escena garage y psicodélica española y que tienen un estilo muy definido e indefinido a la vez. Definido porque sabes que son ellos, suenan a Opatov, indefinido porque su variedad musical y sonora atraviesa tantos géneros que es difícil encuadrarles en uno y te das cuenta cuando les preguntas cuáles son sus influencias. Con la banda compuesta por Carlos (en la guitarra y teclados), Dani (guitarrista), Peris (bajo y trompeta) y Juan (batería) terminaríamos antes diciendo que a sonidos complejos, influencias aún más complejas.

Este cuarteto con nombre de barrio de Praga comenzó sus andaduras hace ya unos cuantos años, aunque editaron su primer EP, “Cuático”, en 2013 de la mano de la discográfica Famèlic. Tras su debut, pudimos ver como su música, de carácter un tanto abstracto, se iba haciendo con un hueco y un nombre en el underground catalán y como con los meses estos chicos pudieron asistir a festivales de renombre como el FIB o el Primavera Sound, además de ganar el concurso Proyecto Demo de Radio 3.  

En abril de 2015 comenzaría la mejor etapa hasta ahora de Opatov con la publicación del larga duración “Bacán”, un álbum concebido como LP pero que en realidad son las canciones de “Cuático” más cuatro nuevas pistas. Su segundo trabajo les llevaría de gira por gran parte de España.

En este 2016, la banda barcelonesa acaba de sacar a la luz un 7” grabado junto a The John Colby Sect y pretende entrar al estudio para grabar un nuevo LP en las próximas dos semanas. En una entrevista para El Quinto Beatle, Dani, Peris y Juan nos han hablado de estos temas y mucho más que podéis leer a continuación.

¿De dónde sacan la idea cuatro chicos catalanes de bautizar a su banda con un nombre tan checo como Opatov?

Dani: La idea surgió tras una excursión a Praga. Algunos de nosotros nos alojamos en un barrio de la capital que nos recordaba muchísimo al sitio donde vivimos, que es Cerdanyola del Vallès. Ese barrio resulta que se llama Opatov. Unos años más tarde, cuando dilucidamos sobre cómo se iba a llamar nuestra banda, salió a la luz de nuevo Opatov y pensamos que era un nombre genial porque tiene una sonoridad potente y además una connotación sentimental importante.  

Ya lleváis unos cuantos años sumergidos en el mundo de la música, y como es obvio Opatov ya han tenido grandes momentos. Si os tuvieras que quedar con uno, ¿con cuál sería?

Juan: Es difícil quedarse con un momento en concreto. Para nosotros la mejor época es todo el año pasado, sin puntualizar una cosa. Toda la temporada de festivales y la gira por España fue un momentazo para el grupo y personalmente para mí también.

¿Por qué decidisteis incluir los cinco temas de vuestro EP debut “Cuático” en vuestro siguiente LP “Bacán” en vez de sacar otro EP con cuatro canciones nuevas? ¿Queriais que los temas de “Cuático” gozasen de más reconocimiento?

Peris: La verdad es que esto fue una idea de nuestro sello discográfico, Famèlic Records, que al presentarles las nuevas canciones decidieron que juntarlas junto a las de “Cuático” y formar una especie de LP podría ser una buena idea. A nosotros, si te digo la verdad, nos pareció un poco raro pero al final nos dimos cuenta de que tenían razón y funcionó bien el experimento.

Nuestra idea era sacar un segundo EP, pero los dos grupos de canciones expresan un sentir de la banda parecido.

¿No teníais cierto temor a que sonasen dos álbumes dentro de uno?

Dani: Bueno, nuestra idea era sacar un segundo EP, pero nos dimos cuenta que como los dos grupos de canciones son prácticamente de la misma época y expresan un sentir de la banda parecido podría funcionar bien como unidad. Y así ha sido.

Os tengo que volver a preguntar sobre nombres porque vuestro vocabulario no deja de sorprender a más de uno. ¿Por qué decidisteis nombrar a vuestros dos álbumes con términos tan chilenos como cuático y bacán?

Peris: La idea de ponerle cuático al primer EP fue porque yo había estado en Chile por una época, y cuando estábamos componiendo una canción propuse que su título fuera una palabra que me había encantado del lenguaje típico de Chile. Cuático siempre me pareció una palabra curiosa y divertida e incluso podía describir la canción. Después de todo esto, grabamos el resto del EP y a la hora de ponerle nombre decidimos llamarle como la canción más importante, ya que había cogido un protagonismo que no esperábamos. Cuático define nuestro estilo, porque significa extraño.

En el momento poner título al conjunto de canciones siguiente, que es lo que se conoce como LP aunque no nos gusta llamarlo así, surgió bautizarle bacán porque estábamos en un momento muy bueno, y su significado es ese, describe algo muy bueno o fantástico. Son palabras que suenan bien y responden al momento en que estaba el grupo.

Si por algo os caracterizáis es por tener un estilo de sonido muy variado que según muchos va desde el pop al garage o incluso coquetea con el punk y la psicodelia. ¿Con que estilo de sonido os autodefiniríais vosotros?

Dani: La verdad es que no invertimos demasiado tiempo en cómo definirnos. Hacemos lo que nos gusta, y como lo que nos gusta a veces es un poco raro pues hacemos psicodelia, y como a veces lo que nos gusta es cañero pues sale más garage o punk. Pero la verdad es que no buscamos un estilo definido. Así autodefinirnos es un ejercicio muy difícil y no sabría cómo hacerlo [Risas].

Bueno, hace muy poquito habéis sacado a la luz vuestro último trabajo. Un 7” grabado con The John Colby Sect. ¿En qué momento surgió la idea de grabar junto a ellos?

Peris: Todo esto surgió un día que fuimos a tocar a Madrid a un festival y para amortizar el viaje surgió la posibilidad de tocar en una tienda de discos ya que se les había caído una banda y decidimos ir. Como era una tienda de discos había varios sellos discográficos presentes y nos escucharon los de The John Colby Sect. Al terminar el concierto se nos acercaron a hablar y poco a poco fue fraguándose el proyecto.

Este nuevo single incluye dos temas llamados “Can’t  Move” y “Vuelo Sin Motor”. Como se puede ver, el español vuelve a aparecer de nuevo en uno de vuestros trabajos, como ya lo hizo en “Bacán” con la canción “No lo ves”. ¿Es una declaración de intenciones ante un próximo LP con más presencia del español?

Juan: Tenemos intención de escribir más letras en castellano y, aunque no es seguro, habrá dos, tres o incluso más canciones en castellano en el próximo disco. Aunque si te digo la verdad nosotros no nos planteamos escribir en un idioma u otro, a veces surgen en ingles y otras en español. Para nosotros es más natural en español porque somos castellanohablantes, pero, no me digas por qué, pero en inglés siempre suenan mejor.

Y yendo por esta línea, ¿consideráis que la publicación de “Can’t Move” ha surgido de la espontaneidad o de los deseos irrefrenables de publicar material nuevo con vuestro segundo LP?

Dani: Sí, exacto. Responde a las ganas que teníamos de que la gente viera como estamos trabajando en el nuevo álbum. Es una buena forma de mostrar una pequeña porción de nuestro trabajo actual y ver la reacción de la gente.

Sabemos los temas que se van a incluir en el nuevo álbum y cómo van a ser. Sólo queda la grabación y edición.

Está claro que vuestro segundo larga duración ya tiene materia prima suficiente para salir adelante. ¿Podéis contarnos algo sobre él? ¿Tiene ya nombre y fecha de lanzamiento?

Peris: Bueno, por ahora no tiene ni título ni fecha de lanzamiento. Llevamos desde verano ultimando detalles en el local de ensayo para entrar al estudio y grabar a mediados de octubre. Sabemos los temas que se van a incluir en el nuevo álbum y cómo van a ser. Sólo queda la grabación y edición. También está en el aire quiénes van a ser los encargados de grabar y editar con nosotros.

¿Tenéis la típica presión del segundo álbum que afrontan muchas bandas o encaráis el reto tranquilos? ¿Qué encontraremos distinto respecto a lo que ya conocíamos de Opatov?

Dani: Hay un poco de todo, porque cada miembro es distinto. Tenemos buenos deseos y  queremos que salga lo mejor posible, pero también existe la posibilidad de que quedemos retratados y que no salga tan bien como antes. Pero es la gracia de la vida y nos lo estamos pasando bien.

Respecto a la segunda pregunta, va a haber cambios. Las nuevas canciones avanzan hacia un sonido nuevo porque consideramos que quedarnos anclados en lo mismo de siempre es perjudicial. También te digo que somos las mismas personas y el lenguaje es parecido, pero creo que se van a ver muchas cosas nuevas en nuestro segundo LP y tengo muchas ganas de poder demostrarlo.