Yak son esquizofrenia. Son pogos, sudar, gritar, saltar y desprender energía, mucha energía. Al menos es lo que nos transmiten viendo (a través de una pantalla a miles de kilómetros) sus directos. Puedes pensar que, lógicamente, la experiencia de vivir un concierto no puede compararse con observar algo en un vídeo. Y no te falta razón, pero si este trío británico que ha debutado hace unos meses en largo con «Alas Salvation» ya consiguen empaparnos de esas sensaciones con tan sólo unas imágenes, imagina de lo que pueden ser capaces en directo.

Y es que, estamos de acuerdo en que no vamos a decir a la ligera que ‘Yak han venido para salvar el rock’, porque probablemente no lo hagan (o sí, quién sabe), pero tampoco tenemos dudas de que estos tíos son rock y que poseen ciertas características que este género necesita para inspirar a nuevas generaciones de adolescentes y jóvenes. Hasta que eso llegue, disfrutemos de la fuerza, el desparpajo y el nervio de su primer larga duración y, si tienes la suerte de que aterricen cerca de donde vives y lo tuyo es el rock, no dudes en acudir a su concierto. No te quedes con simples vídeos y aparca por un rato el Pokémon GO. Esto es mucho mejor, te lo garantizamos.

¿Cómo os conocisteis y cómo arrancó el proyecto de Yak como banda?

Empezamos en el sótano de una vieja tienda de Londres hace unos años. Oli y Andy llevan siendo amigos bastantes años. Por su parte, Elliot vino de Nueva Zelanda y conoció a Oli en algunas fiestas. Organizamos varias jams sólo por diversión, pero de repente nos ofrecieron girar, así que le dimos una oportunidad. Sin embargo, nunca tuvimos la intención de ‘ser una banda’ como tal, la verdad.

Cuando lanzasteis el sencillo «Victorious (National Anthem)», Oli lo describió como «una especie de pieza esquizofrénica que juega con todos esos elementos diferentes, pero que tiene tanto de todo que al final se queda diluido, perdido». A veces, es difícil describir el sonido de Yak precisamente por eso. ¿Cómo lo describiríais?

Bueno, como dices. Es esquizofrénico. No sabíamos si íbamos a tener otra oportunidad de grabar un nuevo álbum, así que hemos querido que este tuviera absolutamente todos los elementos que nos gustan. No queríamos escribir la misma canción 14 veces y lanzar algo poco entusiasta.

entrevista-yak-julio-2016-2Leímos en una entrevista con la revista DIY: «Cuando nos subimos al escenario y tocamos ninguna canción, sólo ruido, creo que es interesante». ¿Por qué creéis que el ruido en sí mismo es interesante? ¿Está la música de hoy en día, especialmente el género pop, demasiado estudiado, demasiado prefabricado, sin espacio para sorprender?

El ruido puede ser lo que tú quieras. Puedes manipularlo y mezclarlo del modo que consideres oportuno. A veces puede sonar como porquería pero es más excitante y entretenido que tocar el mismo set y las mismas canciones que ya has grabado una noche tras otra.

Además de la expectación alrededor del álbum debut «Alas Salvation», el directo es realmente uno de vuestros puntos fuertes. No hemos tenido la oportunidad (aún) de presenciar uno pero YouTube nos ha ayudado un poco: pogos, sudar, gritar, saltar, energía… Una naturaleza salvaje, divertida y natural. ¿Es esto lo que necesitan las bandas de rock de hoy en día para llegar de nuevo al público adolescente y joven?

Nosotros estamos orgullosos de ambos aspectos. Nos encanta tocar en directo, conjuntarnos con el público para crear este frenesí y que cada noche sea un show diferente y especial, pero también estamos orgullosos de nuestro álbum. Nos gusta escuchar discos enteros y queríamos hacer uno que fluyera del inicio al final. Son las dos caras de la moneda pero ambas son estupendas.

Respecto a poder presenciar uno de vuestros conciertos… ¿Os veremos pronto en España?

Definitivamente queremos ir a España tan pronto como nos sea posible. ¡Difundid la palabra y poneros en contacto con vuestros promotores!

Personalmente, me encantó vuestro segundo single «Plastic People». Sin embargo, dos de sus canciones no están en «Alas Salvation». ¿Cuál ha sido el proceso para seleccionar qué canciones que ya habíais publicado formarían parte del LP?

Queríamos música fresca, canciones frescas, ideas frescas. No queríamos lanzar un disco que tuviera mucho material antiguo. Estamos todo el día escribiendo nuevos temas y nos gusta progresar constantemente. No nos sienta nada bien permanecer sentados….

¡Y mis dos canciones favoritas de ese single son «Plastic People» y «Distortion»! ¿Las veremos en alguna futura publicación? ¡Son dos piezas realmente buenas!

A veces tocamos «Plastic People» durante los conciertos. No puedes saberlo… ¡Ni nosotros lo sabemos!

El ruido puede ser lo que tú quieras. Puedes manipularlo y mezclarlo del modo que consideres oportuno.

¿Esas canciones que habéis escogido de vuestros singles para el disco las habéis regrabado para «Alas Salvation» o son exactamente la misma versión?

Hemos regrabado «Hungry Heart» para el disco. Creo que ahora tiene más ‘punch’ que antes y es más dinámica.

Los singles de los que hablamos han sido lanzados muy apresuradamente. ¿Habéis estado componiendo realmente rápido o son canciones que ya teníais de antes?

Algunas canciones estaban flotando como ideas desde hace bastante tiempo, pero otros temas los escribimos y grabamos en un mismo día en el estudio. ¡Un cocinero bajo presión puede lograr grandes platos!

¿Qué podéis decirnos de las bandas y artistas que os han influenciado e inspirado para «Alas Salvation»?

Una parte de la diversión es encontrar esas influencias por uno mismo o adivinar qué hemos estado escuchando… ¡No queremos arruinarlo!

Respecto a las nuevas canciones del LP, estoy realmente impresionado con «Please Don’t Wait For Me». El primer pensamiento que se me vino a la cabeza cuando la escuché fue más o menos lo que Record Collector Magazine dijo de vuestro sencillo «No», aunque no se parezcan nada a priori: ‘Punk-noise con un sonido progresivo’. ¿Qué pensáis de esa descripción de vuestra música?

Es una de nuestras canciones favoritas del disco, como una pieza completa. Sin embargo, es divertido que menciones ‘Punk-noise con un sonido progresivo’ para ambas porque creo que «No» y «Please Don’t Wait For Me» están en polos opuestos de nuestro espectro sonoro… «No» fue una explosión de energía mientras que «Please Don’t Wait For Me» ha sido una canción pensada e ideada concienzudamente, con muchas capas usando un mellotron a lo Black Sabbath.

Para terminar… ¿Qué le depara el futuro a Yak? No se puede cuestionar que sois una de las bandas emergentes británicas más prometedoras y excitantes…

Girar, girar, girar. Por toda Europa. Quizás también intentemos lanzar algo nuevo antes de que acabe el año. Queremos seguir en la carretera, girando y grabando. ¡Con suerte, os veremos en España pronto!