En ocasiones, el éxito en el mundo de la música llega acompañado de una serie de limitaciones que pueden convertirse en un lastre demasiado pesado para determinados músicos. Una serie de normas no escritas se transforman en impedimentos directos a la libertad creativa y hacen que los grupos repitan hasta la saciedad, cual autómatas, una suerte de fórmulas de éxito. Si llegar a la cima es una tarea ardua, mantenerse no lo es menos y la capacidad de arriesgar e innovar está reservada únicamente a unos pocos privilegiados.

Richie Sambora alcanzó el éxito y el reconocimiento mundial de la mano de Bon Jovi. Es imposible entender la música de los de New Jersey sin hacer hincapié en la figura del talentoso guitarrista, más allá de la figura de Jon Bon Jovi, que no en pocas ocasiones ha eclipsado a sus compañeros. Desde que sus caminos se unieran allá por 1983, la carrera de Bon Jovi ha atravesado por momentos de auténtico esplendor, así como por numerosos altibajos y momentos de introspección, evolución y adaptación.

richie-sambora-y-el-exilio-creativo-2La primera etapa de la banda de Jersey estuvo marcada por un claro sonido hard rock característico de la década de los 80 y alcanzó su punto álgido con el lanzamiento de “Slippery When Wet”. Eran la banda del momento y eso les llevó a exprimir, quizás en exceso, su producto. Como en toda banda de rock que se precie, las divergencias tanto musicales como personales no tardaron en aflorar en el seno de la formación y la extenuante gira promocional del “New Jersey” llevó cada disputa a un límite, generando un clima de tensión que llevo a la banda hacia su momento más convulso hasta la fecha. La situación exigía un respiro para evitar que las diferencias se tornaran insalvables y los miembros de la banda tomaron caminos separados por primera vez desde 1984. Esta situación marcó un antes y un después en la carrera de un Richie Sambora que no estaba dispuesto a desperdiciar la oportunidad de demostrar su valía lejos de Bon Jovi, tanto a seguidores como a detractores. Sambora es un letrista y compositor excelso, así como un músico polivalente y versátil. Partícipe básico de la creación de los grandes éxitos de la banda y dotado de unas inquietudes musicales y creativas con poca cabida en los encorsetados esquemas que la formación de New Jersey seguía. Únicamente necesitaba una oportunidad lejos de la primera línea, de los focos y de las exigencias recaudatorias. Lo que Sambora necesitaba era un exilio creativo.

Sambora es un músico con marcadas influencias del rock ‘n’ roll clásico, el blues, el soul y el swing. Una convergencia de estilos sin excesiva cabida en el gran mercado y que fue capaz de aunar en su opera prima, “Stranger In This Town”. En su primera incursión como solista, Sambora se destapa como un cantante sobresaliente y se confirma como un compositor sublime, así como un guitarrista de una sensibilidad especial. Liberado de cualquier atadura, no le pierde la cara al estilo que le llevó a lo más alto, el hard rock, y consigue un disco poderoso sin caer en automatismos manidos. “Stranger In This Town” es un trabajo que desborda personalidad. Se mueve en un medio tiempo constante donde, a pesar de lo mostrado con Bon Jovi, Sambora se siente como pez en el agua. Su primer trabajo en solitario es toda una declaración de intenciones, su obra más redonda y que cambiaría para siempre la concepción del público sobre su figura dentro y fuera de la banda como guitarrista y músico.

La década de los 90 fue una época tremendamente convulsa musicalmente hablando y el panorama desde que Richie Sambora publicara su “Stranger In This Town” en 1991 estuvo en continuo cambio. Bon Jovi se aferró con fuerza a la vida con la conciencia de que la única oportunidad de supervivencia se encontraba en un cambio. El cambio debería ser profundo y los de New Jersey se lanzaron hacia una nueva etapa con una arriesgada transformación de imagen y de sonido que, por muy traumática que resultara en su momento, fue absolutamente trascendental para garantizar el presente y el futuro de la formación. Richie Sambora no quedó al margen de la evolución del panorama musical y el viraje que hicieron efectivo con “Keep The Faith” y “These Days” se confirmó en la figura del guitarrista con la publicación de su segundo trabajo en solitario, “Undiscovered Soul”.

La segunda incursión el solitario suponía un reto todavía mayor para Richie Sambora. Bon Jovi había superado, no sin reticencias ni críticas, el reto que suponía la adaptación a la nueva década y el guitarrista materializó todo el proceso de evolución interna en su “Undiscovered Soul”, que vio la luz en 1998. Siete años habían pasado desde el lanzamiento de “Stranger In This Town” y Sambora tenía ante sí el reto de dar un lavado de imagen a su música. Si bien “Undiscovered Soul” no está a la altura de su predecesor, resulta un sólido trabajo al que Sambora imprime una ligereza y un positivismo con un resultado verdaderamente positivo que contrasta con la sobriedad imperante en cada pista de “Stranger In This Town”.

Richie Sambora había superado con nota su segunda aventura en solitario y el futuro con Bon Jovi deparó un nuevo éxito masivo y la estabilidad que supusieron los primeros trabajos de los 2000, “Crush” y “Have A Nice Day”. Los de New Jersey parecían ser indestructibles, sorteando un escollo tras otro con maestría y siendo capaces de adaptarse como pocos a cada época y a cada generación. Nada parecía perturbar la paz en la formación hasta que Richie Sambora comenzó a evidenciar claros signos de hastío y en el verano de 2012 su tercer disco en solitario, “Aftermath Of The Lowdown”, se adelantaría al ya anunciado nuevo trabajo de Bon Jovi, que acabaría viendo la luz un año después. Toda una declaración de intenciones que se confirmó cuando la participación compositiva del guitarrista de redujo considerablemente en “What About Now” y este acabara anunciando su partida del grupo en mitad de la gira promocional.

Con los dos trabajos en el mercado con una distancia tan corta en el tiempo, las diferencias entre el guitarrista y el grupo se hicieron más que evidentes. Con “Aftermath The Lowdown”, Sambora volvió a demostrar que con libertad creativa es capaz de cualquier propósito. Un trabajo de rock con un sonido claramente actual en composiciones como “Burn That Candle Down” o “Nowadays”, que bien podría ser firmadas por los mismos Foo Fighters. Richie sigue siendo fiel a sí mismo y su identidad impregna cada canción, desde las mas actuales hasta las piezas con un sonido mas clásico, como es “Seven Years Gone”, una de las mejores composiciones de su carrera.

Más de treinta años de carrera musical avalan a un artista contrastado y totalmente consagrado. Su trabajo en solitario, siempre a la sombra de su inmensa producción con Bon Jovi, es digno de cualquier reconocimiento. La historia de Bon Jovi y Richie Sambora se escribe en pasado, sin embargo, el presente y el futuro más inmediato del guitarrista están repletos de ilusión y ambición.