EAGLES

Ni “Thriller” de Michael Jackson, ni “Back in Black” de AC/DC, el álbum más vendido en la historia de Estados Unidos, con más de 28 millones de copias, es “Their Greatest Hits” de Eagles. La histórica cifra comienza a tomar forma un 17 de febrero de 1976, fecha en la que sale a la venta este recopilatorio que reúne nueve singles de sus cuatro primeros discos de estudio más el tema “Desperado”, que hasta ese momento no había sido utilizado como reclamo por la banda. Eagles se convertían así, si no lo eran ya, en uno de los grupos más importantes de la historia de la música.

Del country-rock más inicial de su disco homónimo (1972), pasando por el intento fallido de álbum conceptual en “Desperado” (1973), el cambio en la producción hacia algo más potente con “On the Border” (1974), hasta llegar a la fiebre del sábado noche de “One of These Nights” (1975), los águilas nos prometen un viaje en un descapotable por Los Ángeles a lo largo de diez piezas que marcaron una época y que son bandera de una generación.

eagles-their-greatest-hits-1971-1975-3b

Don Henley y Glenn Frey se encuentran como se encuentra lo que merece la pena, sin pretenderlo, de esas primeras charlas, de esos primeros bares viendo a Linda Ronstadt y soñando formar algún día un grupo. Así nace el tema que abre el disco, “Take It Easy“, una de las canciones que más y mejor les define: rock fresco y coros perfectos. Eso sí, con banjo, que se note lo que queremos ser.

Al ritmo de los indios apareciendo de la nada en el desierto suena “Witchy Woman“. Las voces que escucha Henley en forma de susurro en su cabeza las transforma en una afinación maravillosa que deja ver el tremendo vocalista que es. A continuación escuchamos el agradable sonido de la guitarra de Frey para dar comiendo a “Lyin’ Eyes“, una historia de desengaño que el propio cantante vivió y plasmó en esta genial melodía.

Sin renegar del country, Eagles quiso dar un giro a su sonido en su tercer trabajo “On the Border” y a mitad de la grabación dejaron plantado a su, hasta ese momento, productor Glyn Johns para encontrarse con Bill Szymczyk y dejar claro que sabían sacar mucho más partido a sus guitarras de lo que lo estaban haciendo. Queda patente escuchando el siguiente corte del disco, “Already Gone“.

Desperado” fue un intento de álbum conceptual sobre una banda de forajidos que quedó en desbandada, ya que finalmente no todas las canciones incluidas podían seguir el orden pretendido ni el sonido era el más homogéneo para darle credibilidad a una historia contada a través de las canciones. Aun así, es un disco que contiene grandes temas, como el que da título al LP, seguramente la mejor interpretación vocal de Henley en toda su carrera. Acompañado por un piano, batería y su afinadísima voz, el bueno de Don va dejando corazones encogidos a su paso.

Ya con Don Felder en sus filas (el solo de “Hotel California” es creado y tocado por él), Eagles publicarían en 1975 “One of These Nights“. Es esta canción la que da comienzo a la segunda parte de estos “Their Greatest Hits” con más presencia de guitarras, coros, falsetes completamente necesarios y un ritmo nocturno y setentero que habrían firmado los Bee Gees.

It’s another tequila sunrise…” comienza Glenn Frey diciéndonos en el siguiente corte “Tequila Sunrise“. Seguramente la frase te sitúe en la atmósfera en la que puede estar escrita, deliciosa canción con toques country muy acentuados y que tiene algo intangible que atesoran muchas de sus canciones: la facilidad para producirte imágenes a la vez que las escuchas. Tema completamente atemporal.

Antes de que Randy Meisner dejara la banda por no tener ganas de seguir el frenético ritmo que estaban tomando las giras y fuera sustituido por Timothy B. Schmit (ex Poco), el bajista dejó una maravillosa interpretación haciendo alarde de principio a fin de una capacidad a la hora de manejar los falsetes al alcance de muy pocos. “Take It To The Limit” es una impresionante balada con un trasfondo de soledad que emociona desde la primera hasta la última nota.

Peaceful Easy Feeling” vuelve a la fórmula de “Take It Easy” o “Tequila Sunrise”. Rock, country y carretera para disfrutar el paisaje mientras cantas con los brazos en alto dentro de tu Cadillac descapotable sin importarte cuando, cómo o por qué.

El disco lo cierra magistralmente “Best Of My Love“, una de las mejores composiciones del tándem Henley/Frey y que en su mayoría está cantada de forma coral creando un sonido único que te deja un delicioso sabor de boca para terminar. El elepé más vendido en la historia de Estados Unidos acaba aquí, no así la historia de Eagles que el mismo año de publicación de este largo terminarían de producir y publicarían meses después “Hotel California”, el mejor y más famoso álbum de su carrera, que contiene uno de los riffs y solos de guitarra más importantes en la historia de la música rock, pero eso… sería más tarde.


Eagles – Their Greatest Hits (1971–1975)


like

  • Aun siendo un recopilatorio, el orden de las canciones te hace pensar en todo momento que pueda ser un álbum editado con temas grabados para la ocasión.
  • Lo más imprescindible de su carrera hasta 1975 está aquí.

dislike

  • Si eres seguidor de Eagles, diez temas se quedan cortos y podrías elegir diez más si fuera necesario.
  • Seguramente está lo mejor de esa época, pero se centra en un tipo de sonido y no en composiciones más abiertas a otros estilos que también están es esos trabajos.

PÁGINA DE ARTISTA

EAGLES

6.5

Seguramente Eagles sean de los mejores grupos para escuchar en recopilatorio. Tienen grandes canciones referencia y la mezcla de country y rock hacen de este álbum un acompañamiento perfecto para escuchar una y otra vez.